¡La aventura del nuevo año escolar comienza!

  • 0

¡La aventura del nuevo año escolar comienza!

Category : Artículos

Back to schoolHemos disfrutado de que la hora de ir a la cama sea más tarde de lo habitual, no preparar loncheras, ni uniformes. ¡Justamente para eso son las vacaciones! Y, definitivamente son muy importantes para recuperar las fuerzas y volver con ganas y entusiasmo al cole.

Tenemos que estar conscientes que la entrada a la escuela genera muchos sentimientos encontrados tanto para los padres como para los hijos. La alegría y el entusiasmo pueden ser protagonistas, pero, sobretodo cuando hay un cambio importante, puede haber un poco de ansiedad y expectativas al respecto.

En este momento, es importante la actitud de los padres frente a la entrada al nuevo año lectivo. Los padres son referentes de los hijos, así que sus actitudes, su tranquilidad o intranquilidad, su armonía o su tensión, su naturalidad o su rigidez, influye directamente sobre los niños, debido a que ellos se dejan llevar por quienes conocen como su ejemplo en la vida: sus padres.

Para los más chiquitos de la casa, que comienzan recién  su vida escolar, las reacciones típicas son el llanto y manifestaciones del apego al papá o la mamá para evidenciar que no se quieren quedar en el centro educativo. A pesar de estar ilusionados y de haber preparado sus útiles y materiales para estar listos para este día, cuando llega el momento, muchas veces se resisten a quedarse.

Generalmente, las escuelas cuentan con personal capacitado para apoyar a los niños en el proceso de adaptación y de entrada a la escuela. Sin embargo, el núcleo familiar es sumamente importante para que el niño se sienta cómodo, seguro y feliz en esta nueva etapa.

En este punto, toda la familia debe alistarse para la entrada a clases. Aquí algunas recomendaciones:

  1. Pide a tu hijo que te acompañe al proceso de matriculación, a comprar sus útiles escolares y uniformes. Así, se siente parte del proceso.
  2. De ser posible, visita el centro educativo con unos días de anticipación para que el niño se familiarice con el entorno y su aula.
  3. En cuanto al horario, una semana antes de entrar a clases, la hora de dormir y de despertarse debe ser la más cercana a la de la rutina escolar con el fin de que la rutina se vaya estableciendo y el niño se acostumbre.
  4. Es importante que exista un calendario donde se señalen las principales actividades escolares a cumplir.
  5. Debe existir una hora asignada para que el niño cumpla las tareas. En los días que faltan de vacaciones, asigna tareas a tu hijo para que asuma esta responsabilidad.
  6. Se sugiere involucrar al niño en la preparación para sus clases al hacerlo partícipe de preparar sus materiales, poner su nombre en los mismos y hablar con él sobre la importancia de cuidarlos. En este punto, el niño se siente entusiasmado al escoger cómo forrar sus cuadernos y qué características especiales los distinguirá del resto.
  7. Los padres deben hablar con la verdad a su hijo, sin exagerar en absoluto. Sino, con motivación inteligente para que el niño sepa que todos lo están apoyando en este nuevo año lectivo.
  8. Si el niño está atravesando un cambio de centro educativo, ir con él al lugar para que se familiarice con el personal y las instalaciones.

 

Los padres somos quienes influimos en nuestros hijos de tal forma que si nos ven relajados frente al nuevo año escolar, ellos también lo estarán. Es importante volver a la rutina del hogar con tiempo para que todo el proceso de entrada a clases fluya de la mejor manera y la dinámica familiar sea fluida y armoniosa.

 

Por: Alegría Crespo, M.A. Educación

Educar con Alegría


Educar con Alegría